Deporte y protectores bucales (III)

Todos corremos el riesgo de recibir algún golpe en la cara a causa de caídas o accidentes en casa, vía pública, escuela o trabajo, pero los profesionales del deporte son los más expuestos.

Entre los deportes algunos son muy violentos, como los de contacto: rugby, hockey, boxeo, lucha, fútbol, basquetbol, artes marciales. Otros lo son menos como el ciclismo, patinaje, skate, esquí, gimnasia.

Pero todos comprometen la integridad bucal ante un traumatismo maxilofacial.

Según la intensidad del impacto puede causar:

  • Fracturas de la corona y raíz del diente o la salida del mismo de su lugar en el hueso (avulsión dentaria)boxeador
  • Fracturas de maxilares y lesiones de la articulación temporomandibular (ATM)
  • Lesiones de los tejidos blandos peribucales como encías, labios, lengua, carrillos, paladar.

 

La prevención de estos riesgos se logra con el uso de un protector bucal

Los protectores bucales son aparatos endobucales confeccionados en materiales blandos y flexibles que minimizan el riesgo de fracturas dentarias o lesiones de los tejidos peribucales y, como amortiguan el golpe, evitan la fractura de los maxilares o daños de la ATM.

También reducen la injurias de cuello, hemorragias cerebrales.

Su uso debe ser obligatorio desde temprana edad, en toda práctica deportiva amateur o profesional y en instituciones educativas.

Hay tres variedades de protectores bucales

  • Surtidos o estándar: Son prefabricados, en goma o plástico, y se venden en las tiendas de artículos de deporte. Suelen quedar holgados, ya que se supone que se adaptan a todas las bocas. Para conservarlos en su sitio es necesario mantener en la boca cerrada y los dientes de ambos maxilares en contacto. No cumplen casi ninguno de los requisitos requeridos y se deben rechazar, ya que el deportista se cree protegido y se expone más a los traumatismos. Se puede mejorar su adaptación ajustándolos con tijeras para aliviar las inserciones bajas de los frenillos
  • Semiadaptables: Consiste por regla general en una especie de cubeta, o bien una gruesa concha externa de goma dura o plástico, en forma de herradura y en un contorno interior elástico que se ajusta a los dientes y que puede ser termopolimerizable o autopolimerizable. La cubeta o concha se llena con el material elástico ablandado y se inserta en los dientes superiores. El atleta cierra, chupa y traga para la adaptación lingual y oclusal mientras que el dentista oprime los labios para obtener el reborde labial. Una vez obtenido en boca el endurecimiento del material, recortamos los excesos con tijeras.
  • Personalizados o hechos a medida: Son construidos individualmente sobre moldes de yeso obtenidos de impresiones de alginato de la boca del deportista. La mayor ventaja del protector hecho a medida es que se puede individualizar el diseño de acuerdo con la PROTECTORES BUCALES 171 anatomía actual de la boca y el tipo de deporte que practica el atleta.

protectores

protectores

Hay situaciones particulares donde los dientes son más propensos al traumatismo dentario como:

  • Dientes con defectos del desarrollo del esmalte porque el esmalte es hipomineralizado.
  • Maloclusiones con dientes anteriores y superiores muy protruidos, con un labio superior que no los cubre y no lo protege.
  • Que tengan grandes reconstrucciones protésicas. Los deportistas en tratamiento de ortodoncia que llevan brackets requieren protectores bucales hechos a medida para la protección de labios y carrillos. Y si tiene brackets en los dientes inferiores es aconsejable el uso de un protector bucal doble para resguardar a los tejidos blandos de posibles lesiones.

 

Los cuidados del protector bucal

El cuidado de los protectores durante y entre su utilización es de extrema importancia para el mantenimiento del protector en condiciones higiénicas y de uso. Se recomienda a los atletas:

1. Llevar el protector a la ducha y lavarlo con agua y jabón.

2. Secarlo totalmente.

3. Guardarlo en una caja perforada.

4. Enjuagarlo con un elixir bucal o con solución antiséptica, justo antes de usarlo.

5. Mantenerlo siempre en boca durante el entrenamiento y los partidos.

6. No morderlos.

 

Se recomienda a los deportistas:

  • Llevar el protector a la ducha y lavarlo con agua y jabón.
  • Enjuagarlo cuidadosamente y secarlo totalmente.
  • Guardarlo en una caja perforada como las indicadas para los aparatos de ortodoncia.
  • Enjuagarlo con un enjuague bucal o con solución antiséptica, justo antes de usarlo.
  • Mantenerlo siempre en boca durante el entrenamiento y los partidos.
  • No morderlos ni doblarlos.
  • No exponerlo al sol o fuentes de calor.
  • Controlar desgastes y roturas.
  • Controlarlo periódicamente con un odontólogo.

 

 

Publicado por:

Deporte y mala oclusión (II)

Os traemos un poco más en profundidad uno de los temas más comunes en consulta que puede ocurrirle a un profesional o aficionado al deporte.

Entre los problemas más comunes, se encuentran los siguientes:

  • Migrañas.
  • Problemas cervicales y dolor mandibular.
  • Apiñamiento.
  • Retracción de las encías y con ello, las enfermedades periodontales.
  • Bruxismo y sus consecuencias en forma de ansiedad, tensión.
  • Una excesiva sensibilidad dental al frío, el calor o los alimentos dulces.
  • Otros: insomnio, disfunción eréctil, problemas respiratorios, musculares, articulares y cardiovasculares.

Estos problemas, además de mejorar la estética, son problemas que se pueden tratar en una revision dental, y la mayoría de ellos se solucionan con ortodoncia.

El doctor Carlos Saiz, responsable de la sonrisa de famosos y deportistas añade que “la mala oclusión dental o, lo que es lo mismo, una mordedura imperfecta son en ocasiones el origen de esos problemas”, y “son cada vez más los padres, y hasta los abuelos, que aparcan todas las vergüenzas y se atreven con los aparatos dentales que corrigen esta mala oclusión”. “Increíble pero cierto: lo que muchos viven a partir de los 40, y que les empuja a practicar actividades exigentes como el triatlón o el running y los maratones, hace que sean muchos los que se plantean solucionar de una vez por todas los problemas de mala oclusión”.

4634017_640px

La doctora Conchita Curull, delegada de la Sociedad Española de Periodoncia y Osteointegración (SEPA) en Tarragona indicó en una entrevista “que grandes deportistas como Pau Gasol se pusieran en manos de un ortodoncista nada más llegar a la NBA para evitar problemas de equilibrio y molestias repetidas en cuello y espalda”, “ahora entre los jugadores del FC Barcelona se ha identificado una relación entre el índice de placa bacteriana y el número de lesiones musculares, ligamentos, tendones y óseas”. En su opinión, “sería bueno realizar una exploración bucal por lo menos dos veces al año (coincidiendo una de ellas con la pretemporada) y hacer un seguimiento exhaustivo a lo largo de la competición… Cuando un deportista, a cualquier edad, tiene un descenso en su capacidad física o su rendimiento, sufre una lesión muscular o articular de causa dudosa, es bueno buscar los motivos en la boca”, explica.cristiano-ronaldo-5

Según una investigación que ha llevado a cabo el departamento de Fisiología de la Universitat de Barcelona con la Universidad de Innsbruck (Austria), liderado por Sonia Julià-Sánchez y publicado en Neuroscience Letters y Motor Control, “existe una influencia recíproca entre el nervio trigémino y el núcleo vestibular, es decir, los responsables de las funciones de masticar y del equilibrio, y entre los músculos masticatorios y los cervicales. Cuando hay fatiga, el equilibrio en condiciones de máxima inestabilidad es significativamente superior entre los individuos que presentan una mala oclusión dental”.pedro-seleccion-espanola-2014

Esto hace que la visita al dentista sea cada vez más frecuente entre los adultos. Según el periodico la Vanguardia, en 2014, 21 millones de españoles acudieron al dentista y se gastaron una media de 376 euros. Eso supuso un aumento del 18,2% respecto al año anterior. Según se desprende del estudio Oferta y demanda de servicios dentales, elaborado por el Instituto de Investigación de Mercados Key-Stone, en 2015 se registró una disminución del 8% respecto al 2014 porque muchos tratamientos se habían pagado por adelantado.

La odontofobia, o terror a ir al dentista, sigue siendo una realidad puesto que todavía hay casi un 45,5% de la población que no la supera, pero lo que parece que cada vez tiene más aceptación son los tratamientos estéticos. Y en concreto la ortodoncia, que “gracias a la popularización de la ortodoncia invisible crecerá de forma exponencial en los próximos cinco años. Eso es lo que advierte un informe elaborado por Market Research que prevé una tasa de crecimiento anual de casi el 13%”, explica el ortodoncista Iván Malagón.

Publicado por:

Deporte y salud dental (I)

Una mala salud dental puede influir negativamente en el rendimiento en el deporte.

La visita al dentista es casi obligatoria realizarla una vez al año tanto en los deportistas profesionales como en los aficionados.

En las revisiones el dentista se puede diagnosticar y tratar problemas ya desarrollados o en desarrollo que harían que al no tratarse su rendimiento descendiese.

guia-hidratacionUn deportista debe cuidar al máximo su cuerpo ya que lo somete a máxima exigencia para acometer la actividad deportiva. Por ello, se recomienda una revisión dental anual, una alimentación saludable, pautas de higiene, y no abusar de bebidas altas en azúcares y energéticas.

Según destaca el Colegio Oficial de Odontólogos y Estomatólogos de Valencia, “la gingivitis, periodontitis, y caries son patologías recurrentes en los deportistas que pueden ocasionar dolor, malestar, infecciones o sensibilidad. Todo ello puede desencadenar en insomnio, problemas de alimentación, y por lo tanto afectar negativamente en su rendimiento. Además, determinadas patologías orales pueden estar relacionadas con inflamaciones en el resto del organismo con el siguiente agravante físico.

Un estudio de la University College of London indica que el 40% de los futbolistas de la Premier League inglesa presenta caries, el 77% gingivitis y el 80% periodontitis.

Mención aparte también merecen los nadadores ya que el contacto con compuestos químicos de la piscina como el cloro ocasiona la creación de depósitos orgánicos de un ligero tono marrón en los dientes como consecuencia de un excesivo depósito de minerales sobre la superficie dental por las alteraciones del Ph. En este caso, este tipo de deportistas necesitaría de dos revisiones anuales.

deportstas2

Hay que destacar que muchos deportes de riesgo ponen en juego la integridad de las piezas dentales, pues al recibir golpes y forzar la mandíbula podemos sufrir daños en los dientes, debilitándolos o rompiendo sus superficie.

La caries es uno de los principales problemas a los que nos enfrentamos a la hora de tener una buena salud bucal. Es cierto que si mantenemos una correcta higiene y respetamos los tiempos de las comidas y los tipos de comida que nos llevamos a la boca conseguiremos una dentadura de anuncio, pero en el caso de los deportistas esto no es siempre así. Para comenzar la deshidratación que se sufre hace que disminuya la salivación y con ello el aumento de bacterias en la boca. La ingesta de productos energéticos ricos en glucosa hace que el riesgo de caries aumente, al igual que practicar algunos deportes que nos ponen en contacto con productos químicos, como sucede con la natación que nos hace ingerir cloro, o beber bebidas energéticas con un PH bajo…

El bruxismo es otro de los problemas que suelen soportar los deportistas y que hace que poco a poco se desgasten las piezas dentales y su alineación en la cavidad bucal. Este problema habitualmente tiene lugar cuando nos encontramos nerviosos o sometidos a una determinada tensión. En el caso de los deportistas esta tensión la confiere el propio deporte al realizar esfuerzos, que en muchos casos nos hacen apretar demasiado la dentadura y rozar unas piezas dentales con otras. Por ello es necesario y recomendable utilizar una férula de descarga para evitar este problema.

Si eres deportista, no dudes en llamar para pedir tu revisión en Clínica Dental Nuevo Artica.

Publicado por: